Translate

domingo, 6 de septiembre de 2009

Inicio. Quien soy? Buscando auto presentación.

Bueno, finalmente comienzo a escribir las primeras líneas de lo que serán reflexiones sobre conversaciones que he tenido con mis pacientes y que han forjado y seguirán formando mi experiencia y constante aprendizaje sobre el carácter, motivaciones, emociones, decepciones, tristezas y alegrías de mis pacientes. Todo, como una proyección común de los seres humanos.


Muchas, muchísimas personas están en una constante búsqueda de respuesta sobre si mismos, tratando de de entenderse, de descubrirse. Pero definitivamente, para llegar alli debemos desnudar nuestra existencia de todo lo aprendido como un casi impermeable traje que sobreproteje nuestra verdadera esencia de nosotros mismos.


Ese descubrimiento no es fácil.


Por ejemplo: Todos parecemos iguales desde la mirada ajena a nuestra raza. Como si observáramos cualquier manada de caballos pardos, o perros salvajes. Nos cuesta diferencias sin esfuerzo entre uno u otro animal. El género humano no escapa de esta similitud.


Todo parece igual. Pero las diferencias son muchas y son más profundas dentro de su sutileza. Imaginemos una familia de asiáticos. Es claro que hay diferencias físicas evidentes. Aun así, estas son las menos importantes. Supongamos que hablamos de cuatro hermanos con una pequeña separación cronológica entre sus edades. Educados de la misma manera, cada uno tiene una forma de ver, pensar y vivir el mundo totalmente diferente, que van desde la definición de su carácter marcado hasta por los efectos astrológicos que a su vez delineann su perfil síquico y emocional.


A esto le sumamos, el condicionamiento con el cual crecen, que en muchos casos, ya refiriéndonos al mundo en general, va en contradicción con su verdadera esencia.

Podría hablar de tantos ejemplos, que en algunos casos parecerían descabellados, pero en el fondo nos damos cuenta que forman parte de lo mismo: ¿Porqué una lista de alimentos como guía dietética es efectiva para una persona y para otra no?, ¿Porqué en una misma familia con valores sólidos existe un hermano compasivo, otro cruel, y uno indiferente?


Ahora bien, los otros factores que nos desvían de nuestra naturaleza está en la misma esencia del ser humano. Esta misma forma de comportarse, hace líderes y seguidores. Líderes que poseen una larga lista de artimañas para influir en los seguidores manipulando precisamente el lado desconocido de aquel. Es decir, usando su ignorancia interna y externa. que lo etiqueta como un ser inseguro en diferentes niveles, encontrando el bastón en el ejecutor.


Ahora la raza humana esta en un nivel de desequilibrio y desconocimiento de su propia esencia que lo puede llevar a su desaparición total. Estamos divorciados de la naturaleza, de nuestra naturaleza y parte de la responsabilidad de eso está en la religión y la política que han forjado una sociedad enferma y cada vez mas agonizante.


Estoy totalmente convencido que mientras más avanzo en el conocimiento de mi propia naturaleza, más me acerco a comprender mi entorno, que no es externo ni ajeno. Es parte de lo mismo, soy parte de lo mismo.

De eso, tratara esto, solo de reflexiones de experiencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario